DE MANERA INESPERADA

¿Te ha sucedido que lees historias, ves películas o te cuentan algo que quisieras vivir y cuando menos lo esperas sucede? Así de inesperado llega lo esperado.

Vemos al mundo a través de nuestras proyecciones y lo que percibimos es de acuerdo a nuestro estado mental. Ahora con las redes sociales y la comunicación tan instantánea, leí algo que me llamó mucho la atención.

Hace un par de meses leí en facebook un post de un chico pidiendo ayuda para rescatar un perro que estaba abandonado y desnutrido. Él comentaba que no tenía dinero para mantenerlo, ni mucho menos para las vacunas y tratamiento (ya que en la foto se veían síntomas de sarna) y que además tenía 5 perros más y no podía darle hogar temporal. Leí los comentarios que le escribieron los usuarios: que era inhumano que solo le tomara fotos y no lo cuidara, que lo rescatara y no lo dejara a la interperie, que lo metiera a su casa…  otros más le escribieron que ellos tenían más de 4 perros y sin dudarlo lo meterían a su hogar… en fin. El caso más juzgado.

Sinceramente no escribí nada, pero si tenía emociones como de vivir algo así para rescatarlo y no ser como él. El universo atendió a las emociones que ese día tuve y tiempo después viví algo parecido.

Un día en mi camino a casa observé un gatito, muy mal herido. Llegué a casa, tomé un atún se lo llevé para comer porque estaba en situación de calle con una pata destrozada. Después de que se terminó el atún, regresé a casa, sentí impotencia por no hacer algo más, abrí mi Facebook y volví a ver un post de alguien que pedía ayuda para otro perrito. Si, como sabrán, los mismos comentarios del otro post, solo que esta vez a mí se me había presentado esa situación y no sabía como actuar.

Efectivamente no había sido muy consciente de las emociones que tuve cuando vi la primera vez ese post y ¿sabes? lo atraje a mi vida. Me encontré en la misma situación del chico, sin dinero para la curación, con perros en mi casa…  Cuando estaba en casa, me escribía en el chat con una amiga y le contaba lo que había visto, me dijo que entendía como me sentía. Que lo ayudara. Que quizá sólo yo era su última oportunidad. Tomar la decisión me costó ¡4 horas! Sí, no fui tan valiente para tomar la decisión de inmediato. Mi amiga me dijo que me apoyaría con dinero, porque sabía mi situación financiera de ese momento. Solo con la condición de que no me sintiera comprometida y que actuara con COMPASIÓN. Esa fue la palabra clave.

Me di cuenta que es tan fácil juzgar y cuando me tocó vivir mis juicios pensé ¿por qué a mi? Claro,  inconscientemente lo pedí cuando vi el post del chico hace meses, y los juicios son pensamientos se convierten en emociones y estas a su vez se vuelven en acciones. Hoy comprendo que ¡Sucedió porque lo pedí!

Creo que la vida es muy generosa porque te presenta todas las experiencias a las que tú decides darles emoción, aprendí que antes de hacer un comentario debo pensar desde donde lo voy crear… desde la compasión o desde el juicio. Considero que hoy en mi día a día, estoy educando a mi mente, en vez de juzgar alguna situación prefiero escuchar sin hacer juicios, ver las circunstancias de la mejor manera. Muchas personas estamos viviendo las mismas situaciones, pero no todos la vemos de la misma forma.

No temas en convertirte en alguien que hace milagros. La ayuda aparecerá, sea la situación que sea, se te manifestará a través de un amigo, un mail, una frase… lo que sea, sin duda, porque eso que pediste, ya tiene solución de tal manera que todos ganan y nadie pierde. Y cuida tus pensamientos, porque de no hacerlo, puedes atraer aquello que no quieres… y después te preguntarás ¿qué hice yo para merecer esto?

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s